ID A GALILEA

ID A GALILEA

"Entonces les dice Jesús: «No temáis. Id, avisad a mis hermanos que vayan a Galilea; allí me verán.»" (Mt 28,10). Han pasado varios días desde el domingo de Resurrección y quizá, como yo, muchos siguen buscando respuestas a tantas preguntas que surgen con el paso del tiempo y de los acontecimientos. A los pies de mi Madre del Cielo, se me ha mostrado una palabra: “Id a decir a mis hermanos que vayan a Galilea, allí me verán”. Esta palabra la cantamos en las antífonas del Domingo de Resurrección en Vísperas y durante toda la Octava de Pascua. Pero… ¿qué es Galilea? Y en el corazón sale una voz: Galilea es la realidad diaria en la que vive cada persona y es irremplazable; Galilea es nuestra historia personal y social; no es algo imaginario o solo el lugar físico al que Jesús les dice que vayan; podemos decir que también le dice a los discípulos: entren en su ser, en su yo más profundo y vivan en su...
Más información
Cómo ser PAN

Cómo ser PAN

Hay un canto que dice: “Dime cómo ser pan / Dime cómo ser pan / Cómo ser para otros / En todo momento / Alimento y maná”. Meditaba sobre esto: ¿cómo ser pan? Y me vino a mi corazón todo el proceso del pan. Primero, hay que dejarse sembrar en Cristo: Él es la tierra en la que podemos crecer bien, en la Iglesia. Es aquí desde donde nos nutrimos; en esta tierra crecemos hasta ser trigo; pero esto lleva su proceso, hay que dejarse cuidar, regar, iluminar… para que nazca el trigo; este dejarse cuidar, para mí, no es más que seguir esa voz que nos invita a ser lo que somos, en lo más profundo, sin máscaras. Dejarse regar es dejarse acompañar, pues no estamos solos, no caminamos solos y la iluminación, entre otras cosas, no es más que no quitar la mirada de Jesús. Él está en el pobre y necesitado; está en nuestros hermanos, de ellos aprendemos el amor que ilumina y es en el amor en donde llegamos...
Más información
Testimonio

Testimonio

Si hay momentos en la vida para asombrarse, mirar a lo alto o a lo más profundo de nosotros mismos, y dar gracias porque realmente todos somos hermanos, porque oramos intensamente los unos por los otros, porque se nos regala el inefable misterio de la COMUNIÓN DE LOS SANTOS, ese momento es este que ahora mismo vivimos. Compartimos este precioso testimonio que hemos recibido, dirigido a todas las hermanas de nuestra Federación "Virgen del Carmen" y también a todas aquellas que se asomen a esta ventana digital. No lo presento, porque él lo hace con la mayor sencillez. ...
Más información